Fallece Alejo García

Alejo García se nos fue en plena Semana Santa de la que tanto disfrutaba. Foto La Opinión de Málaga

La prensa de hoy domingo despierta con la fatal noticia del fallecimiento del maestro del periodismo Alejo García. Un hombre cuyo historial en la prensa española habla por sí solo pero que también tiene su relación en los últimos años con el baloncesto en la Axarquía. Y es que precisamente en un hospital se fraguaba hace unos años la amistad del actual presidente del Clínicas Rincón Axarquía, Manuel Rincón Granados, y Alejo García. Una amistad de esas que pronto cala y que llega a ser para el presidente como parte de la familia, haciendo verdad ese dicho de que hay amigos que son más que hermanos. Y por ello, Alejo acompañó en sus últimos años a Manolo en todo aquello que se involucraba. Lo hizo como integrante de la última lista al Ayuntamiento veleño como número 25 por el Grupo Independiente Pro Municipio de Torre del Mar, y también en su aventura profesional con el baloncesto, aceptando una de las vicepresidencias del Clínicas Rincón Axarquía desde la temporada pasada.
Desde aquí nuestra condolencia por la muerte de esta gran persona, y como homenaje, reproducimos el artículo que ha publicado en el día de hoy otro maestro, Manuel Alcántara, y también amigo de Manolo y el propio Alejo:
HAY personas que se mueren, cosa que no deja de ser una vulgaridad, ya que nos va a pasar a todos, y personas que se nos mueren. A mí se me ha muerto Alejo García, no sin antes advertírmelo, para que fuera haciéndome una idea del tamaño de su ausencia.
-Manolo, tengo leucemia.
Su voz, por teléfono, sonaba igual que en la radio, o sea, igual que cuando estaba a mi lado. Es el secreto de los juglares: hablarnos a todos como si se dirigieran, confidencialmente, a cada uno de nosotros. Era del grandioso bosque de Luis del Olmo, de Gabilondo, de Julio César Iglesias, amigos suyos mayores y menores, gentes de palabra, dadas a escribir en «los anales diáfanos del viento».
No le temblaba la voz cuando me dio la noticia, mientras a mí me temblaba mi biografía. ¿Cuántas redacciones compartidas, cuántas conversaciones, cuántas madrugadas? A él sólo le tembló la voz cuando anunció, el primero, la legalización del Partido Comunista, y eso fue porque subió, corriendo a todo correr, las escaleras de Radio Nacional, al mismo tiempo que subía la escalera de la historia de España.
El califa sonoro de Alhaurín ha enmudecido, no sin antes habernos mejorado a todos. Se desprende una hoja de la varita mágica de Luis Cobos, mientras 'El Muralla' lo busca por las bocacalles de su pueblo. Lloran varias mujeres y muchos hombres. Hasta el final quiso estar vivo, ir a Godoy y callejear por El Palo, comer chanquetes clandestinos y mirar el mar. Lo tuve a mi lado en todas mis dolientes orfandades y ahora es él quien se ausenta. No sé él, que era inverosímilmente creyente, pero yo creo que nunca más nos veremos. Ni en 'la pelala', ni en los 'verdes', ni en el Paseo Marítimo de Torre del Mar, ni con Blanca, ni con Manolo Rincón. ¿Por qué, Alejo? Esto no se le hace a los amigos
Manuel Alcántara
Durante la disputa del último partido del Circuito Sub-20 entre Unicaja y Axa Barcelona, donde se encontraban jugando algunos jugadores del Clínicas Rincón Axarquía, se le tributó un respetuoso minuto de silencio. De igual forma, se hará lo mismo en el próximo encuentro que elñ copnjunto axárquico dispute en casa, el próximo domingo día 30 de marzo, frente Akasvayu Vic.
Antonio J. Reyes