La exhibición de Paulão mantiene al Clínicas Rincón en el grupo de cabeza

CLÍNICAS RINCÓN AXARQUÍA 76 CAI HUESCA COSARSA 68

Paulão lanza los tiros libres en la zona oscense. Foto Juan Ramón Padilla
Paulão en el reverso frente a Wyatte. Photo Deporte
El conjunto de Aurioles se apoya en los 32 puntos y 11 rebotes del pívot brasileño para derrotar a un duro Huesca y mantenerse en la lucha por el ascenso directo.
Sigue el Clínicas Rincón con todas las opciones intactas de ascender directamente a la LEB-Oro tras lograr la victoria ante el Huesca en un partido intenso y en el que tuvo que emplearse a fondo para seguir compartiendo liderato con Vic e Illescas. De nuevo, la intensidad defensiva fue clave para doblegar al contrario, y si además se tiene en la plantilla un jugador como Paulão, la victoria es más fácil. El brasileño, con 34 puntos de valoración y 11 rebotes, apareció cuando más lo necesitaba su equipo. Paulão en el poste bajo dispuesto a jugársela ante la defensa de Wyatte. Foto Juan Ramón Padilla
Alexi Prat intenta realizar una entrada ante la oposición de la defensa del Axarquía. Photo Deporte
El Clínicas Rincón tuvo que remontar un marcador adverso porque salió muy espeso en ataque, de hecho había conseguido sólo 8 puntos en los primeros ocho minutos. Un marcador de 8-19 fue la máxima ventaja de un rival que abusó en exceso de los triples. Le salió bien en los primeros diez minutos, pero no en los otros tres cuartos. De hecho, los oscenses lanzaron más de tres que dos (28 por 25), y con unos bajos porcentajes. Pero si algo tiene este equipo esta temporada es el no descomponerse en los momentos difíciles y sin ningún parcial espectacular, sino de forma progresiva, iba a remontar a falta de cinco minutos para el descanso tras un triple de Cortaberría (29-27). Parecía que podía llegar el despegue definitivo, aupado por una bulliciosa afición, pero los aragoneses aguantaron hasta el descanso gracias a la aportación de Wyatte y Axton.
Dos triples más de Cortaberría haría que empezara a fraguarse la victoria local que ya no perdería el mando en el partido, que junto a varias acciones de poderío bajo los tableros de Paulão ponía por primera vez una ventaja que empezaba a rondar los diez puntos. 17 balones perdidos y menos poder en los rebotes no eran buenos para un equipo que pretende jugar la fase de ascenso. Sin duda el parcial del tercer cuarto sería definitivo para lograr la victoria (20-11).
Cinco puntos consecutivos de Williams nada más iniciarse el último cuarto dejaba la máxima ventaja del choque (65-51). Pero los aragoneses no tiraron el partido, sino que dos triples consecutivos les hacía mantener un hilo de esperanza en los últimos cinco minutos. Pero los axárquicos buscaron en varias acciones la intimidación bajo los tableros de Paulão que se iba a los 32 puntos y desmontaba a un rival que comprobó las virtudes de un Clínicas Rincón que el próximo sábado se juega parte de su ascenso en la pista toledana del Illescas. La directiva fletará autobuses para que el equipo pueda verse arropada en un partido clave para el ascenso.Pep Ortega ante la defensa agresiva de Adrián Fuentes. Photo Deporte
Castelló en una entrada a canasta ante la mirada de Williams. Photo Deporte

Jordi Balaguer manifestaba al término del encuentro que estaba “satisfecho con el rendimiento y el juego” de su equipo, “pero por supuesto decepcionado por el marcador final y por la derrota. Habíamos planteado el encuentro para defender doblando a Paulão y dejando un poco a los demás, pero no nos ha salido bien la jugada. Lo hemos hecho perfecto, menos con Cortaberría". Preguntado sobre el abuso de intentos triples de su equipo, el entrenador catalán de CAI Huesca reconoció que “es un opción que a veces puede salir mal, como nos ha pasado en la tarde de hoy. En momentos puntuales, además, no han entrado algunos tiros que nos podrían haber acercado al rival. Ante este rival no se puede perder tantos balones cerca de su zona porque suponen canastas fáciles del contrario”. Balaguer espera que el equipo “repita el primer cuarto jugado en el Rincón de la Victoria, para mí, los mejores diez minutos de toda la liga hasta ahora, ha sido un primer tiempo extraordinario. Aunque para ganar a un equipo del nivel del Axarquía se necesita que todo el equipo esté al cien por cien. Cuando uno baja se nota mucho. Hemos hecho un buen trabajo en el rebote, pero hemos salido algo desdibujados en el tercer cuarto y ellos se han escapado. Lo hemos intentado hasta el final y el equipo está fuerte mentalmente, pero estos partidos se deciden por pequeños detalles. Hemos tenido pérdidas estúpidas, pero es difícil jugar con la cabeza fría en un ambiente como el de hoy, con la gente enfervorizada. El equipo está en buena línea y estoy contento con el trabajo que ha hecho. Estamos haciendo una buena segunda vuelta y ahora hay que ganar a un rival directo en nuestra pista y con la ayuda de todos. Seguiremos luchando para jugar los play offs”.

Emotivo minuto de silencio por la trágica muerte del chico Manuel Marín. Foto Clínicas Rincón Axarquía

Paco Aurioles, por su parte, destacaba que “la intensidad de mis jugadores volvió a ser clave a la hora de sumar esta victoria. El triunfo es fundamental en esa lucha agónica que mantenemos con Illescas y Vic, para seguir ahí arriba en la tabla clasificatoria. El CAI Huesca tenía muy bien estudiados los movimientos, sobre todo en ataque, de mi equipo. Por eso nos ha costado bastante coger la ventaja en el marcador. Ha sido un partido complicado ante un rival muy duro, no hemos salido concentrados pero hemos sabido sobreponernos a pesar de la presión, del ambiente y de la juventud de la plantilla. Hemos sabido imponer nuestro ritmo defensivo. No pensamos en el liderato sino ir partido a partido, esa es nuestra filosofía y hasta ahora nos ha ido bien así". Por último, Aurioles volvió a resaltar el papel fundamental de la afición, volcada con su equipo. “En los momentos claves del partido, empujó como nunca. Ha sido muy importante para poder vencer a un Huesca que nunca nos lo ha puesto fácil”.


CLÍNICAS RINCÓN AXARQUÍA: Williams (8), Fuentes (2), Chylinski (9), Jon Cortaberría (14), Paulao (32)-quinteto inicial- López (4), Robles (5), Navajas (0), Almazán (2) y Egidio (0).
CAI HUESCA COSARSA: Castelló (12), Axton (9), Ortega (5), Mons (9), Wyatte (13), Rodríguez (8), Axton (9), Betrán (2), Gómez (5), Prat (0) y Matali (5).
PARCIALES: 14-23; 23-13 (37-36); 20-11 (57-47) y 19-21 (76-68).
ÁRBITROS: Morales (Andalucía) y Magallanes (País Vasco)

INCIDENCIAS: Partido jugado en el pabellón cubierto de la Torre de Benagalbón ante unos 1.100 aficionados. Se guardó un minuto de silencio por el fallecimiento del joven de Canillas de Aceituno Manuel Marín, encontrado muerto ayer en este pueblo.

Juan Ramón Padilla (Diario SUR. VTV Axarquía. Área 11)